Principio de funcionamiento de las luces antiniebla

Digamos que se despertó una mañana, se preparó y está a punto de ir a trabajar. Cuando miras por la ventana, ves que hay niebla. Aunque conducir su automóvil es riesgoso en tales condiciones climáticas, las luces antiniebla vienen a su rescate en esta situación. Los automóviles están equipados con una variedad de equipos para facilitar la conducción en diferentes condiciones climáticas. Uno de estos equipos son las luces antiniebla. En este artículo, intentaremos encontrar las respuestas a preguntas como "¿Cómo funciona una luz antiniebla?" y "¿Cuántos metros se encienden los faros antiniebla?".

Principio de funcionamiento de las luces antiniebla

¿Cómo funciona una luz antiniebla?

Cuando observamos el principio de funcionamiento de las luces antiniebla, podemos ver algunas diferencias en comparación con las luces delanteras normales. Mientras que los faros normales iluminan la mayor parte del frente del vehículo, los puntos a los que apuntan los faros antiniebla son ligeramente diferentes. Los faros antiniebla suelen colocarse en la parte inferior de los coches, es decir, en la parte más cercana a la carretera. La principal razón de esto es que la niebla viaja como una cortina en la carretera en lugar de penetrar en la propia carretera. Por esta razón, los faros antiniebla están inclinados hacia la carretera y envían la luz a la carretera e iluminan la carretera, no la capa de niebla. Por lo tanto, el conductor obtiene una visión clara para ver el frente.

Principio de funcionamiento de las luces antiniebla

¿A cuántos metros se enciende la luz antiniebla?

Los faros antiniebla se fabrican para distancias más cortas que los faros normales. El objetivo principal de la producción es poder ver la parte delantera del vehículo. Por tanto, las luces antiniebla proporcionan un campo de visión medio de 1 a 2 metros. Es eficaz aunque la distancia sea baja porque se ilumina en un ángulo de 60 a 70 grados. El color de la luz antiniebla debe estar en el rango de color amarillo o naranja. La razón de esto es que el color que se difunde menos en un clima con niebla, lluvia o nieve está en este rango. Estos faros producen una luz de corto alcance amplia y uniformemente distribuida, beneficiándose en condiciones climáticas adversas.

Comentarios

  1. Sé el primero en comentar...

Comentario